3.6.08

Decálogo de la experiencia (Parte I)

Buenas noches a todos:
Tal vez el nombre de esta entrada suene pretencioso, pero nada más lejos de su intención. Lo que intenta, en verdad, es ser sintético y trata de resumir algunas de las prácticas que no siempre ayudan a que un press release sea interesante, despierte ganas de leerlo y, sobre todo, dispare alguna buena idea de artículo para escribir o publicar.

1) No a los títulos traducidos tal cual del press que proviene del inglés. No vamos a dar ejemplos porque sería francamente antipático. Pero sería interesante que trataran de que sus clientes extranjeros comprendan que, si quieren despertar interés, deben acceder a ciertas ediciones de títulos y copetes.

2) No a los textos traducidos tal cual del press que proviene del inglés. Es cierto que también es difícil que las corporaciones accedan a modificar los textos, pero me parece un buen trabajo de asesoramiento aportarles info, razones y datos para que entiendan que no se trata de disparar supuestas novedad (que no siempre lo son, realmente), si no de que las mismas sean publicables, interesantes, aguijoneantes. Y ciertos términos anglosajones francamente sólo molestan y distraen, cuando no tornan casi ilegible el documento, y a veces (las más tristes) casi hasta risible.

3) No a las palabras marketineras más utilizadas del momento. Ya lo han dicho otros colegas y sé que es una herencia del doc. que llega originalmente traducido, muchas veces, desde Miami directo. Pero por favor, ya sabemos que todas son "líderes", que todas son "innovadoras", que todas son "pioneras", que todo lo que hacen es responder a "desafíos" y que vamos hacia un mundo "convergente en el que la colaboración aumenta la productividad". Alguna manera habrá (el castellano es un idioma riquísimo) de dar esas ideas pero utilizando términos un poco menos trillados. Porque el resultado es que uno no lee, simplemente ese: llegamos a esas frases y ahí nos quedamos.

4) No al envío sin más del press release recién enviado y no chequeado. Algunos son realmente incomprensibles, y uno se pregunta qué sucedería si llamara a la consultora y pretendiera que le explicaran brevemente de qué se trata la supuesta noticia, puesto que simplemente no se entiende qué dice. Honestamente, es algo que no hago: por lo general no tengo tiempo y (tal vez estoy siendo injusta), estoy casi segura de que no sabrán qué responderme. Resultado: la consultora cumple con su cuota de gacetillas enviadas, pero difícilmente logre buena (o alguna repercursión), excepto que un medio tenga que llenar un espacio y no tenga con qué... (Feo explicarle eso a un cliente, no?, que uno entró porque bue, así lo quiso la casualidad).


5) No a los comunicados que hacen, simple y sencillamente, aubombo sin mayor información y sin contextualizar. En este caso, algún colega ya los ha comentado: premios otorgados por revistas ignotas o famosas (en un país lejano al nuestro); no al buen puntaje otorgado por asociaciones también ignotas (salvo, claro, que en el mismo press release se explique en detalle de qué asociación o entidad se trata y cuál es su importancia real); no al "somos primeros" sin decir con quiénes se están comparando y quién los comparó; no a "somos los primeros de la industria" sin contextualizar. Y los ejemplos podrian seguir.

Hasta aquí esta primera parte, para no agotar a todo el mundo a estas horas. Sé que no todo esto es fácil de hacer, porque hay mucho control en el caso de las empresas extranjeras y de filiales locales; pero muchos de estos errores, sino casi todos, también los cometen las nacionales, tratando de parecerse a aquellas. Y ese es su peor error: somos lo que somos y de donde somos, asumámoslo y no imitemos.

Este aporte trata de que las consultoras locales puedan, justamente, dar un valor agregado (ya que hablamos de palabras marketineras de onda) a sus clientes: aconsejarlos cómo llegar mejor a medios y periodistas que tienen sus propias particularidades.

Luego sigo, bah, si no quieren y les pareció un papiro me lo dicen y ya. Corto mi inspiración.

Saludos a todos,
Andrea Gentil


4 comentarios:

Gaspo dijo...

Quiero hacer comentarios punto por punto. DEbido a que esto es un espacio de díalogo, les quiero agregar comments en todas las cosas que escribió Andrea.

AHi va:

1-No a los títulos traducidos

Frente a eso tenés 2 opciones. O argentinizas los textos y los modificás "de keruza" o "con carpa"...sin que lo vea el cliente y chau, o..... pedís permiso.
La realidad es que muchas veces tenés que pedir autorización al MKT Manager o Comm Manager, o como se llame, y este está basado en MEX o Chile, o en otro lado, y te dicen que no, que lo mandes así. Aunque reconocen tu feedback de consultor, te dicen "gracias, pero largalo así".
Pese a que uno insiste, ellos acuden al clásico "políticas corporativas"...y ahi perdés.

O ustedes se pensaban que en las consultoras decidimos mandar un comunicado que diga "mercadotecnia" o "billetaje" a propósito?


2 - No a los textos traducidos...

Claramente...Idem punto anterior.


3 - No a palabras marketineras...

Bueno che, tampoco para tanto. ..¿Esta mal que muchas empresas digan que son innovadoras? Y si todas las que dicen innovadoras realmente lo son?
O por descreimiento y prejucio barato debemos asumir que todas las empresas que dicen ser innovadoras no lo son?
Y si esas empresas todos los días tienen desafíos? Esta mal que su día a día lo consideren un desafío?


4 - No al envío sin más del press...(no entendí NADA de lo que intentaste poner acá...je)

Lo único que me quedó es el comment de "medios que tienen que llenar espacios..."
SABEN LA DE MEDIOS QUE HAY QUE HACEN ESO Y SE HACEN LLAMAR MEDIOS??????????

Uds muchachos son una mínoría pensante y criteriosa que encima se toma el tiempo de expresar opiniones inteligentes fuera del medio para el que trabajan (gracias a dios que son así)...pero sepan que hay una cantidad importante de "pseudomedios" que llenan el espacio con CUALQUIER COSA...y comparados con uds, son un montón. Ergo: reman contra la corriente.

5 - No a los comunicados que hacen autobombo, etc, etc...

Por qué no? Entiendo que no es noticia para algunos medios, pero a lo mejor para otro medio si lo es. Y si no es noticia, capaz que es el disparador de una nota de la empresa o del mercado. O tal vez sirve para generar una idea nueva para otra nota X, o aporta info para algún colega que está escribiendo sobre la competencia, o realiza una comparación o analogía...puede servir para cualquier cosa.
Por Qué vamos a censurar el autobombo? POr un simple "no es noticia" ...uds no hacen solo noticias, a veces hacen notas que no necesariamente son noticia y necesitan otro tipo de análisis, y capaz que en esas gacetillas de autobombo encuentran algún dato mínimo que les sirve para alguna nota que tengan archivada por ahi...que se yo.
Y si NO SIRVE DE NADA, delete y chau!

No censuren a priori, porque capaz que se pierden otras cosas por el simple hecho de que sean o no noticia.

Y repito lo que puse en el punto 3 o 4 (no me acuerdo cual a esta altura):
Nosotros tratamos de implementar la gran mayoría de sugerencias de ustedes, pero sepan que no siempre se puede. A veces lleva tiempo y educación al cliente. No es soplar y hacer botellas. Sépanlo.

Abrazo a todos!
Gaspo

Andrea Gentil dijo...

Hola, ante todo gracias por tu participación. Cuando yo digo "No" no es un tema autoritario ni muchísimo menos (te aclaro que he asesorado a un par de consultoras y sé muy bien cómo se labura y cuál es el trato con los clientes, que no son fáciles y que tienen políticas corporativas y bla, bla, bla). El No tiene que ver, más que nada, con consejos para una mejor llegada a los periodistas. Es obvio que cada quien hará lo que mejor pueda, o lo que mejor quiera, o lo que le dejen hacer sus clientes. Este espacio es sólo el consejo de alguien que es ante todo comunicólogo, después periodista, más luego periodista especializado en Ciencia y Tecnología, y atrás de eso, que ha asesorado a consultoras de comunicación y prensa en el día a día. Sólo eso: consejos. Se pueden tomar o dejar y demás está decir que es una gran exageración (una cosa es que haya 3 palabras marketineras y otra es que haya 4 párrafos que sólo son un conjunto de frases remanidas que no informan nada y que menos aún despiertan curiosidad por investigar un tema novedoso). Particularmente, si me envían una gacetilla traducida sin más del inglés en el que se larga un título ilegible por lo largo y poco comprensible, acompañado de una información también ilegible por lo técnica que no ha sido bajada a la más mínima realidad (es lo que implica el punto 4)seguramente, irá a la papelera de reciclaje y no logrará su objetivo en absoluto. Autobombo, lo que les parezca y quieran, yo no publico ese tipo de materiales, y muchos de los colegas tampoco. Ahora bien: siempre hay lugar para todo en este mundo. Insisto: estos son sólo consejos para llegar a más profesionales expertos en estos temas y claro, estamos exagerando y hablando de los casos extremos (que, aclaro, son bastantes). Sólo eso. La realidad del laburo cotidiano y la finalidad de cómo quiere trabajar cada uno deciden al final de la jornada. ¿O no? Saludos, AG

Meggie dijo...

Hola chicos. Me parece muy válido el punto de vista de los dos. Es cierto que a veces hay que hacer un trabajo de "docencia" que es bastante dificil y en otros casos la posibilidad de modificar algo en las gacetillas es practicamente nula, a veces son eternas, y les creo que debe ser un pelotazo su lectura o comprensión. Esperemos ir mejorando aunque sea de a poco.

Feliz dia mañana, espero que a muchos los agarre descansando, a algunos les tocará trabajar, pero en cualquiera de los casos que sea siempre disfrutando.

meggie

Ignacio dijo...

Hola, después de venir revisando posts antiguos del blog, y al terminar éste en particular, me gustaría dejar un comentario, puntualmente sobre el punto 5.

Siendo que las tecnologías se hacen cada vez más complejas, y las comparativas / premios / análisis de productos requieren de criterios probados y exhaustivos para que los resultados sean adecuados, ¿qué pasa entonces con los casos en los que se anuncia el buen desempeño de la empresa en algo que ni de lejos es ni puede ser analizado en Argentina?
¿Es ignorado porque localmente se desconoce a la fuente del premio, pese a que la industria lo respete y conozca? ¿Cómo entonces una empresa nueva y/o emergente, con un 1% del presupuesto publicitario de una antigua y/o establecida demuestra / comunica su capacidad técnica si no es a través de la voz de los expertos independientes que, en su área, no existen en estos lados?

El objetivo de la comunicación es que se conozca a la empresa, sus productos, sus actividades, etc. y en este tipo de anuncios de premios y reconocimientos logrados se le busca dar respaldo al rendimiento que tiene pero que quizás es desconocido localmente. Y si aquí no hay quien tenga la capacidad para realizar las evaluaciones cómo es debido, ¿es entonces inválido el anunciar los buenos resultados obtenidos en pruebas que si son serias e independientes pero del otro lado del oceáno?

Ya que este es un post cuyo objetivo son los consejos, como bien dice la autora en su comentario, me gustaría escuchar uno al respecto de este tema.

Al menos de mi parte, será más que bienvenido :-)

Ignacio Sbampato